martes, 2 de mayo de 2017

Verdades

Hay ateos bañándose en la sangre de Dios
y creyentes que ya están en el infierno.
Sé por qué beben tanto los poetas
es porque no saben qué hacer con los domingos
ni con los recortes de periódicos en los que sale su nombre
en letras chiquititas y desapasionadas.
También sé que huyo de la gente
porque tengo todo en común con esa loca
que oí hace muchos años en un centro comercial
criticando abiertamente a las madres de familia;
yo que soy incapaz de herir a nadie
al menos con intención como de niño de patio de recreo
estaba de acuerdo en llamarlas lo que eran
mantenidas y cobardes
pero fuera atardecía un sol anaranjado y triste
las cajeras miraban como palos
y yo pedí un café
y me puse a pensar en otra cosa.
Desde entonces he sabido que en mi alma
late esa misma verdad como una mosca
que en lugar de cojones habita una sesera
tan rebelde y alocada pero
ay, tan cobarde
como una hoja de palmera que no quiere
dejar de abrazar al sol ni un solo día.

2 comentarios:

Genín dijo...

Pues yo debo de tener genes de hoja de palmera, no puedo estar sin sol... :)
Besos y salud

luzbelguerrero dijo...

Hay cosas en nuestro interior, a las que es mejor atarlas en corto; porque hay una audiencia prejuiciosa que es incapaz de reflexionar ante una idea discordante, bajan la cabeza, y embisten. Hay una verdad genérica que no admite discrepancias; hay que esperar pues que se desgaste, para meter la primera cuña que partirá la tabla de piedra de una ley que escribió uno en un día poco afortunado y siguieron todos en sus interminables dias de pereza intelectual.
No hace falta ser valiente para ser pionero se puede serlo con astucia, dejando caer la brújula y que la chequée quien la encuentre.

Qué se puede decir

Qué se puede decir a alguien cuando crees que ya lo has dicho todo??