lunes, 27 de mayo de 2013

Autoengaños

A veces el autoengaño puede ser algo tan simple como esto.

6 comentarios:

Sue dijo...

Jajaja

No es por nada, pero eso se lo digo yo a muchos compañeros de mesa que supuestamente están a régimen y piden el postre que más engorda y el café con sacarina. Me parto.
No les doy la torta, pero ganas me quedan jajajaja

Francisco Espada dijo...

El camarero debe entender que a esa persona le apetece tomar dulce, pero no puede excederse, de ahí que no se pierda el dulce y sacrifique el azúcar del café. Un poco de comprensión es de mucha utilidad, ¿verdad que sí, Reyes?

Besos

Sindel dijo...

Muy bueno!!! :)
Un abrazo.

Genín dijo...

jijijiji Pero el camarero no tiene mas remedio que morderse las uñas y joderse... :))
Besos y salud

Emilio Manuel dijo...

¿No es para menos?,

Es como esos que se hacen varios kilómetros para adelgazar, en la operación bikini, y luego se toman un desayuno del carajo, a media mañana una buena cerveza con su tapita y no sigo, cuando se pesan se sorprenden de que no adelgazan.

Saludos

añil dijo...

A ver, seamos serios, si pides sacarina con lo que sea, siempre será menos que con azúcar, o no?
No se puede ser tan tirano y no permitir un caprichito de nada cuando la intención es buena.

Muack

Algo se romperá (Crisis)

Algo se romperá entre nosotros cuando ya no piense como tú, cuando entiendas que lo que tanto te importa se me da una higa, cuando nos dé co...