viernes, 14 de mayo de 2010

El camino




(Texto inspirado por la canción árabe Lamma Bada ,("Cuando apareció ") del siglo XIX , egipcia/siria , aquí os la traigo en versión andalusí , espero que os guste .
Mejor oírla mientras leéis para que haga su efecto .
Si no no es lo mismo .
He leído el post sin música y flojea .
Pero con el Lamma Bada de la agrupación Abdel Karim mola mucho .
Perdón por hacer trampas
Buen fin de semana ).
......
Yo fui esclava y calcé sandalias , llevé la marca de alguien en la espalda ,aunque sellé mis labios cuando el amo se aburrió de mí ; me entregué al camino , de vez en cuando me sentaba cerca de alguna fuente , no echaba nada de menos .
Se me acercó algún perro para oler el borde de mi vestido, los perros y los hombres se parecen cuando suspiran y también cuando olisquean .
Hundí mi boca en ellos cuando lo tuve que hacer para no morir de hambre y me salieron llagas que curé sola al borde del camino, con un poquito de agua de rosas , azahar y sal marina.
Las lágrimas también sirvieron , cómo no;
quizá mi dueño fue también mi amado , porque he vivido tardes de color azul en las que yo le ayudaba a cuidar las flores , y luego él decía que nunca me olvidaría mientras tuviera aquellas rosas.
Me lo dijo otra vez al separarnos , y aunque sé que era mentira , mi corazón se convirtió en pajarillo mientras dejaba la casa atrás .
Ese pájaro que sabe de vientos y de cosas esenciales conduce mi existencia desde entonces, ha vuelto salvajes mis pies que no volverán a dejarse cubrir por zapatos ni sandalias.
Aun así cuando te acercaste tú y me besaste supe que serías mi refugio .
El puerto seguro que sueñan los nómadas , aun a sabiendas de que ellos nacieron para la libertad ; todos los seres necesitan sus fantasías.
La mía eres tú ,porque me empujas suavemente como el mar cadencioso , me pasas las manos por el pelo y ya no me acuerdo de quién soy o quién fui .
Tu boca es una canción sobre mi cuerpo codicioso ,me llena tu frescor de agua que corre arrastrando pétalos de flores , hojas de menta y tomillo .
Una canción que no termina y soy cuerpo, estrofa, estribillo ,latiendo por todas partes por arriba y por abajo en un baile que al acabar habrá parecido un sueño .
Lo que ocurre fuera , pozos , fuentes , mares de color púrpura , ya no me interesa.
Subes por mis brazos , soy árbol , noto los pies en la tierra húmeda y me siento feliz lejos del camino con su desnudo sol , el mundo pétreo que arde bajo su luz ; mi boca que nunca dijo nada ahora quiere hablar el idioma de tu risa ,mi piel quiere quemarse con tus besos , no tengo nada que hacer salvo amarte .
Sin embargo amanecerá, te marcharás y no volveré a verte .
Será necesario que te vayas , que vuelva a quedarme sola en el camino.
Descalza y libre.




12 comentarios:

La sonrisa de Hiperión dijo...

Que armonía Graná... verdad?


Saludos y un abrazo

Fran dijo...

No te pongas sandalias, ni calces tus pies. Camina siempre descalza, alguien puede ser capaz de besártelos de cerca, aunque a cambio te pida más de lo que puedes dar.

Subo mientras por tu árbol.

Isabel dijo...

Hija, ¡un entorno nuevo! Contigo no hay quien se aburra.
No me da tiempo de escuchar la música, pero volveré.

Besos

iris dijo...

Muchas gracias por el regalo que noa has ofrecido, me encanta la música andalusí, y me encanta La Alhambra. Me has hecho pasar un rato maravilloso trasladandeme a otro tiempo, quizás a otra vida. Te vuelvo ha repetir Gracias y lanzo besos al viento para que alguno acaricie tu mejilla .

iliamehoy dijo...

Una maravilla, aunque se me cortaba un poco la música mientras leía.
Y sí, todos necesitamos alimentarnos de fantasías.
Una sonrisa

Sue dijo...

Aunque el video se corta y lo he escuchado no muy bien (es mi conexión o mi pc o yo que estoy gafada) me ha puesto la piel de gallina leer el post al ritmo de esta canción sirio-egipcia en versión andalusí. Hay algo en la música de esas mágicas tierras que me inquieta y me seduce al mismo tiempo. Como todo lo árabe.
Me ha encantado el final: "DESCALZA Y LIBRE".

carmen dijo...

Me traes el viento del desierto, de Palmira, de beduinos a los que amar habría sido como tocar el cielo desde la arena...
Algo especial, sí
Princesa Reyes, princesa de tantos recuerdos con las huellas de los caminantes en tus brazos, en tus labios

Pilar Vidal Clavería dijo...

Querida Reyes

Hace muchos años que descubrí la música andalusi, hacía tiempo ahora que no la escuchaba,

Gracias por compartirla y también para ti buen fin de semana

añil dijo...

me ha gustado el post hasta sin música pero con el vídeo es genial.

Un beso de paseo por Graná.

virgi dijo...

¡Qué maravilla esa Alhambra! Fui con 16 años, en viaje de estudios, no he vuelto a pesar de haber estado en lugares cercanos. Me haces pensar en ello, querida Reyes...Sin embargo estuve el verano pasado unos días en Córdoba y Sevilla. Una gozada.
La música tiene esa aureola que reconocemos inmediatamente, algo que nos toca dentro.
El texto es delicioso, sólo me faltan unos dátiles y un vaso de té a la sombra de una palmera.

NáN dijo...

Había escuchado esa canción, con ora letra, a Los Mártires del Compás. Hermosísima. Como la historia de esa enamorada que se pierde toda para volver a enamorarse.

Estupendo modo de levantarse un sábado.

Besos

MUY SEÑORES MÍOS dijo...

Muy bonito, pero tú, cálzate que ya ves el invierno que hemos tenido con este supuesto o real cambio climático.

Besos.

Qué se puede decir

Qué se puede decir a alguien cuando crees que ya lo has dicho todo??