viernes, 13 de febrero de 2015

Propósito de mediados de Febrero


Manifiesto que;

-A partir de mañana no me tomaré tan en serio,no seré pasto rápido de las llamas ni sentiré esas cosas que me hacen arder como un trozo de estopa,llevándose mi pequeña alegría de vivir y mis dulces esperanzas.

-A partir de mañana no me va a importar la trágica provisionalidad de nuestra vida,ni si sufrió Ana Bolena al ver que Mayo florecía la mañana de su ejecución.

-Aunque me siga doliendo cada niño sacrificado y cada inocente herido me cuidaré de los derrumbes como los gatos se libran del agua caliente,y pensaré que por cada cabrón mal nacido hay siete hombres justos capaces de las mayores proezas.

-Aunque tantas de las que comparten género conmigo sean arrastradas (a veces por sí mismas y a veces por los negros designios de la violencia),pensaré que todas ellas renacerán en vidas futuras como hacen las flores y las montañas azules,cada vez más bellas o más fuertes,renovadas e inagotables.

-Que lo sepan los francotiradores,los yihadistas,los virus,las fibromialgias y los voceros de la desgracia;

nada me va a asustar porque al igual que Manuel Flores,mirando las venas de mis manos,he entendido que lo de morir es una costumbre que sabe tener la gente,y un día yo seré gente,de hecho ya lo soy para quien no me conoce ni me aprecia.

Y qué;

no pasa nada.

La víspera siempre es peor que la tragedia,porque pensar es peor que morir.

He aquí una verdad que saben todos los cuerpos que flotan en este injusto océano de vidas arrancadas,y aquéllos otros que orillan en los embozos duros de las sábanas de hospital.

Nada terrible ni espantoso puede pasar cuando todo ha pasado ya,cuando el dolor ya no es opinable ni comprensible ni materia oscura llamada miedo.


(La foto es de Dreamstine.es o algo así).









3 comentarios:

Genín dijo...

La entrada es brillante, pero a mi los temas mortuorios me dan repelús... :)
Besos y salud

Montserrat Sala dijo...

A esto se le llama realismo positivo.
Saludos!

mariajesusparadela dijo...

Mañana no, Reyes: desde ahora, desde este mismo instante. Sin demora.

Cazorla (II)

A mediodía del 2 de junio de 1694,una gran tormenta, que sería conocida por las generaciones  cazorleñas posteriores como "e...