domingo, 13 de marzo de 2011

Humo negro


Es una alegría saber que duramos para siempre, como parte del tiempo o las estrellas o el inmenso misterio viajero de la vida.
Es una alegría oír en boca de sabios como Sampedro ciertas ideas o convicciones personales que reconozco como propias desde casi la niñez, lo que me demuestra a mí y solamente a mí que no estoy tan equivocada , o mejorando incluso esa posibilidad , que bebí de fuentes antiguas en algún otro lugar , no sé dónde.
Es una alegría empezar un libro nuevo este domingo en el que me despertó la lluvia , y precisamente porque no ha parado ni un momento comienzo esta novela que trajo mi madre de la biblioteca , "La próxima vez " ,de Marc Levy, con temática reencarnatoria pero narrada con fluidez , como deben contarse las cosas, sin ponerle ni quitarle veracidad en función de creencias, sino contando a través de los personajes.
Me gusta , y paladeo ideas que van más allá de la propia creación literaria , como el siguiente párrafo que expone un excéntrico personaje dedicado al esoterismo ;
"!Observe su mente!Imagínese las de mis estudiantes si les mostrara hoy el fruto de mi trabajo; todavía tenemos demasiado miedo, aún no estamos preparados;y con la misma ignorancia de nuestros antepasados ,calificamos de paranormal o de esotérico todo lo que se nos escapa, todo lo que inquieta nuestro saber.Nuestra especie es una apasionada de la invesigación ,pero tenemos miedo de descubrir.Respondemos a nuestros miedos con nuestras creencias,como los antiguos marinos que rechazaban la idea del viaje convencidos de que si se alejaban de sus certidumbres,el mundo se acabaría en un abismo sin fin ".
...
En Japón la tierra ha demostrado que aunque la olvidemos , tomándola por una plataforma de explotación continua para nuestra supervivencia, sigue viva.
Y cuando se despereza , nos convierte en moscas masacradas por la cola de una vaca que de repente monta en cólera.
O quizá ni siquiera sea eso;
quizá es que todo está escrito y reescrito y vuelto a escribir en esas incontables tragedias que provoca este agotador , fascinante y continuo baile de energías .
Yo no sé ,puesto que no sé nada y cada vez tengo menos certezas;
dolorida como cualquier mortal de buena fe, estoy pendiente de los japoneses , como si se me hubiera perdido algo por allí, y estoy segura de que así es;una horquilla,un par de poemas, el sonido de un shamisen , la huella indeleble de otra vida , un amanecer azul sobre sus párpados caídos, un recuerdo de infancia.
Seguro que sí , que algo mío había entre la gente (y entre los árboles) que arrastró ese mar enfurecido , la misma noche que al otro lado del mundo estuve soñando con negras columnas de humo viajando por un cielo del color de la ceniza.

19 comentarios:

Teuvo Vehkalahti dijo...

Greetings from Finland. This blog is fun to explore, through other countries, people, culture and nature. Come take a look Teuvo pictures blog. Also tell all your friends why he must visit Teuvo pictures blog. Therefore, to obtain your country's flag rise higher Teuvo images to your blog flag collection. Have a wonderful weekend Teuvo Vehkalahti Finland

TORO SALVAJE dijo...

Y parece, leyendo el comentario anterior, que incluso algo tuyo debe haber por Finlandia.

:P

Besos.

Reyes dijo...

Hombre, un finlandés!!
Encantada de conocerte, Teuvo.
But my English is not very good, like said the great Celia Cruz.
But welcome to this site , I love Finland and Norway and I love novels by Arto Paasilinna.
Do you know?
Kisses from Seville.

Reyes dijo...

Estoy segura de ello, Toro.
Casi en cualquier parte de este planeta donde alguien recite o escriba o piense o se levante por la mañana y mire al cielo .
Besos.

mariajesusparadela dijo...

Y el efecto mariposa te llevará incluso a los lugares que no existe. Allí nos conoceremos y reiremos juntas. También lloraremos, pero al ser dos, siempre importa menos.

virgi dijo...

Eres genial.
De todo tenemos algo y algo nuestro está en el mundo. Por eso nos duele Japón y Libia y México y Sudán...

TriniReina dijo...

Pues sí que ha de haber algo nuestro aquí y allá, tal como algo de ellos ha de haber aquí.
Todos nos dolemos con esta tragedia y sabemos que nadie está a salvo de ellas. Nos queremos comer el mundo y el mundo sólo necesita un soplo para derribarnos a borbotones.

Premoniciones?
No quiero, pero no puedo dejar de creer en ellas.

Besos

Sue dijo...

Pobre gente

iliamehoy dijo...

La tierra escupe sus quejas, pero hay títeres que gobiernan, y que consideran la mayor desgracia, las pérdidas económicas...
No escuchamos, tan solo seguimos amarrados al miedo.
Una sonrisa... por Finlandia!

muerte.roja dijo...

Es terrible todo lo que ha sucedido en aquellas lejanas tierras niponas, terribles sus imagenes y mas terrible aún sus consecuencias, dicen que se ha desplazado una de sus islas 2 metros y que el eje terrestre a vuelto a moverse 10cm.
No es solo la pesadilla de un pais es la pesadilla de un planeta que no deja de ser un planeta dando vueltas en un universo solitario con nosotros dentro Y eso nos hace sentirnos frágiles al menos.

Elvira dijo...

"Nuestra especie es una apasionada de la invesigación, pero tenemos miedo de descubrir..." Muy de acuerdo con la segunda parte de esta cita, pero no con la primera. Justo ayer le comentaba a una amiga lo poco que le gusta a la mayoría de la gente investigar. Más bien buscan datos selectivamente para reforzar las creencias que les tranquilizan o que no cuestionen su planteamiento vital.

Sí, algo se nos ha perdido en Japón.

Besos

Salvador Navarro dijo...

Mi dolor es inmenso, no paro de abrir páginas de información sobre esta tragedia e intento ponerme en la piel de ese mi querido pueblo japonés... qué bonito escrito, Reyes

Elysa dijo...

Nos creemos tan importantes y viene algo como esto y nos demuestra lo frágiles que somos.

Pilar Vidal Clavería dijo...

Remontar, superar, volver a vivir, cada vez me resultan más estremecedoras las imágenes del Japón, como tus negras columnas de humo.

Un abrazo Reyes

Isabel dijo...

No creo en la predestinación, somos química y por tanto biología, seres vivos como la tierra. Traemos marcas en los genes,nos diferenciamos por suerte, pero volvemos con cada nacimiento individual a experimentar las mismas cosas básicas, y lo peor, somos capaces de seguir patrones destructivos, así que yo veo a la tierra como protestando cuando se calienta.
Y entonces nos damos cuenta de lo poco que somos.

Besos

iris dijo...

Parece que a veces la Tierra se sacude y reacciona ante tanto daño como le hacemos.Besos sevillana.

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Querida Reyes:
Me encanta lo que dice ese libro que estás leyendo. Efectivamente, sabemos aún muy poco de nosotros mismos como humanidad. Y la ciencia se pierde tratando de demostrar aquello que a priori cree. Cuando se encuentra algo que no le conviene o que no está preparado para aceptar, lo deja a un lado.
Lo que está pasando en Japón seguirá pasando en todo el mundo. La humanidad para crecer espiritualmente, necesita de conmociones, y las sufrirá no sólo por catástrofes naturales, también colapsarán los sistemas políticos, económicos, nuestros sistemas de creencias, nuestra ética, nuestra moral, en fin, todo aquello que constituya un freno al camino de crecimiento espiritual que forma parte de nuestra verdadera dinámica como especie y como parte de este gran TODO, que son los 7 universos que aún sin saberlo, habitamos.
Besitos:
Tadeo

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Ah, y eso que dice Selene es diabólico. El amor nunca es indeseable. Al menos mirándolo desde una óptica inteligente y despierta. Sólo un alma cegada y transida por el dolor, y "dormida" puede decir que el amor es indeseable. Dios es amor. Y todos vamos avanzando hacia él y somos desde ya él mismo, así que cuando rechazamos el camino del amor, nos estamos resistiendo a la evolución, y cuando nos resistimos a la evolución, ocurren conmociones como lo que acaba de ocurrir en Japón. En nuestras manos y en nuestras conciencias está la posibilidad de conseguir que ese tránsito hacia la espiritualidad ocurra sin violencias, pero lo dudo. Por eso la historia de la humanidad es la historia de las guerras, porque siempre ha hecho falta conmociones para que el pensamiento humano cambie.
Besitos:
Tadeo

Alice se perdió dijo...

Preciosa entrada, Reyes. No debemos olvidar que la Naturaleza pone a todos los seres vivos en su sitio, y que "con", o mejor dicho, "sin" ser humano, seguirá adelante hacia su destino.

Un beso,

Deseo

El deseo no es tan malo como dicen, no es bajo ni mezquino ni ruin, es un hálito de dioses que tenemos entre los bolsillos y que podemos...