jueves, 19 de abril de 2012

Sin miedo (Coplillas)

El otro día bromeábamos unos amigos y yo sobre la imagen propia en la red y su relación con la empleabilidad;todos tenemos una personalidad virtual y algunos(más avispados)incluso asociadas a nuestro nombre real,con sus etiquetas,chanzas, exabruptos y sincerísimas declaraciones de principios.
Si los sabuesos que buscan carne de cañón para el mercado laboral husmean por aquí,casi seguro que no van a encontrar nada de su agrado;de repente, si existe un reflejo virtual de lo que eres y piensas, también puede ser que no encuentres trabajo,según una teoría conspirativa que contempla el seguimiento individualizado del operario.( o la operaria).
Pasados los primeros minutos de acojone,inherentes a todo reconocimiento de una realidad,(me puse a repasar mentalmente cuántos de mis contactos bloggers usan su nombre real,a cuántos conozco que pagarían el pato de haber escrito determinados posts apasionados o de ser pillados por su empresa,y de repente se me ocurrieron pocos,poquísimos)me eché a sonreír,porque yo reír,lo que se dice reír,a carcajada limpia ,la verdad es que no;mi risa eyacula hacia dentro,aprendí a hacerlo con los Mortadelo y Filemón,de niña;reír ruidosamente nunca me pareció bien,vaya usted a saber por qué, aunque "por dentro" me lo pasaba en grande).
Decía que me eché a sonreír porque no me pareció creíble que alguien del mundo de la empresa pueda descartarme por pensar y escribir.
Más bien por ser más vieja que la moqueta del Palace,o por no tener la carrera terminada,o por carecer del trifásico adaptado a la normativa europea, o porque me diluyo como un azucarillo en el océano de los cinco millones de personas que como yo están sin hacer nada útil para el conjunto de la sociedad.
O quizá sí.
Podrían descartarme,pensándolo bien.
Pero entonces,si tengo miedo de eso,qué sería lo siguiente.
Tener miedo de salir a la calle por si me cae una maceta.
Tener miedo de mi voz por si habla muy claro, de mis dedos por si escriben demasiado,de mi coño por si se convierte en polla(de repente iría dejando un rastro de agujeros en el cemento fresco , mi nueva huella sexual transformada contra mi voluntad); miedo de ser quien soy o de tener pensamientos,miedo a mi propia expresión y/o inteligencia,(no van juntas necesariamente),a la ironía y al grito primario de la supervivencia neuronal cuando escribir es lo único que te puede hacer sentir mejor.
Miedo de qué.
Si de verdad existe un mundo donde estas cosas puntúan a la baja,entonces mejor no pertenecer a él.
Sería muy halagador que me leyeran,porque al menos me cabría el orgullo de ser rechazada de antemano pero captada,prejuzgada pero intuida,que es como ser disfrutada pero no follada;un mísero consuelo,cierto es,no me contrate,caballero, pero al menos ahora ya sabe que ni usted ni cientos como usted habrán podido quitarme el cerebro.
Por si las moscas.
He decidido no volver a tener miedo,aunque tenga que seguir vendiendo estos nardos(ya mustios) apoyaos en la cadera.
O la fortuna pa mañana ,quién me compra un quince mil.

17 comentarios:

José Luis dijo...

leerte significaría deducir que en una empresa no te callarías ante las injusticias, que tus críticas serían certeras y bien armadas, que tu actitud te llevaría a aportar más allá de tu trabajo, que tu personalidad no te permitiría ser quien quieren que seas, que tu cultura sonrojaría a más de un directivo, que sea más difícil mirarte a la cara para contarte la excusa de turno... en definitiva, leerte sería confirmar que estás "demasiado preparada para este puesto". Besotes.

Genín dijo...

Pues si alguna vez te ocurre eso, no te recomiendo que metas la polla en cemento fresco, que luego no veas como quema...jajaja
Eso si, sin miedo por la vida y con libertad total!
Besos y salud

Francisco Espada dijo...

Me parece muy bien; no hay que tener miedo nunca. ¡Esta soy yo!

Nieves LM dijo...

Esta bien autoconvencernos de que no hay que tener miedo, pero lo cierto y verdad es que (al menos así lo siento) que hay miedo. Tenemos miedo, se están encargando de que así sea. Un beso Reyes.

P.D. para Genín: y tú como lo sabes? ;)

O SuSo dijo...

Ja,ja,ja vaya lo que sacas de un comentario chorra (basado en un comentario que escuché no sé donde sobre una entrevista de trabajo y las fotos del librocara).

Pero la conclusión a la que llegas es genial, sin miedo, así es mucho mejor la vida, pero bueno la sutileza de usar nombre y apellidos como enlace deja poquito en manos de la mágia...
De verdad que nunca has buscado a nadie en google? Pues yo tenía una amiga en Argentina que conocí en un viaje y le había perdido la pista y sólo con escribir nombre y apellidos en sangoogle descubrí que había acabado la carrera de medicina, que era representante nacional de medicos en practicas y que se le había muerto el abuelo.
Sólo es un ejemplo, pero igual que yo teclee con inocencia otros lo pueden hacer con maldad, pero tienes toda la razón al decir que no se puede vivir con miedo, es simple consciencia.

Abrazos y gracias por lo de amigo.

Isabel dijo...

Es difícil ahuyentar el miedo cuando se han llevado y llevan tanto tiempo inculcándolo, pero cuidado: cuando ya no hay nada que perder, y eso se está viendo en la juventud que no ha vivido eso y que le están quitando todas las posibilidades, el miedo se evapora y se traslada a los que lo provocan.

Lo que no nos van a quitar nunca no es el miedo, como en el chiste, sino el poder del pensamiento y la honestidad de decir quienes somos.

Besos.

mariajesusparadela dijo...

Por favor, ¿quién dijo miedo?

Nieves dijo...

:D
Lo mejor de todo es la conclusión a la que llegas, el miedo es un sistema de supervivencia de los mas antiguos que tenemos (de cuando eramos monos, para quien piense que venimos del mono claro.... pero eso es otra historia) tener un miedo razonables es norma pero no hay que alimentar tus dudas e inseguridades porque todo es mas sencillo y simple de lo que nuestra imaginación nos hace pensar, pero no se... hay gente y empresas para todo, no veo yo a mi jefe buscándome en google la verdad...
De todas forma el seudónimo es algo que me gusta personalmente, cuando se quiere conocer a alguien de verdad no hay seudónimo que lo evite.

Sin mas... Un beso grande AMIGA ;)

Elysa dijo...

Pues te digo que aunque a veces me he plateado lo que tú dices, pues eso que no me da la gana vivir con miedo, a veces me engancha un poquito, no lo voy a negar, pero pronto me suelta, no hay nada que hacer soy un caso perdido, hasta el miedo lo espanto.

Besitos

Francisco M. dijo...

El miedo no lleva a ninguna parte.

Larisa dijo...

Roja.

Sue dijo...

Mira qué bien, también yo escribí ayer sobre el miedo. Y también cada vez tengo menos.
Menos dinero y menos miedo, quizás es que van a la par :)

Un apunte. Yo oculto mi nombre real para que en el cadalso nadie descubra mi espacio de expresión corporal, mi blog, pero no es por miedo, no es por si me "echan" o por lo que piensen de mi, es porque no me da la gana que esos garrulos contaminen mi paraíso. Y por extensión, los vuestros. Es una cuestión de principios. Tú ya sabes.

Un beso sin miedo.

Salvador Navarro dijo...

yo también pasé por esa crisis, sobre todo cuando el director de mi fábrica me dijo que me leía todas las noches antes de acostarse, a mí, izquierdista confeso anticlerical que, sin embargo, de día, es un ingeniero industrial con cien personas a su cargo y que sigue las directrices, de la forma más humana posible, de una multinacional.

También perdí el miedo, Reyes. Y por las mismas razones que tú.

Un beso

NáN dijo...

No merece la pena trabajar en una empresa en la que eso cuente.

Pero miedo, lo que se dice miedo, a mí me lo está dando la vida de este mundo.

MUY SEÑORES MÍOS dijo...

¿Que no tienes una carrera acabada?... ¿Es que acaso la carrera de la vida se acaba antes del último suspiro? Que no, que llevas un carrerón, que todo no es tu título... a no ser el título que tienes ganado de sobra... (¿no querrás que te lo diga, verdad?).

Besos, gacela de la vida.

Eastriver dijo...

Reyes, bendita tú. Yo me he acostumbrado a vivir con el miedo. Procuro que no sea paralizante, eso sí. Hago cosas, me muevo, pretendo y casi diría que logro que el miedo no me deje inmóvil, pero existe, coño. Será que soy un acojonado, es muy posible. A ciertas alturas de la vida uno tiene el sentimiento de que debe aceptarse con todo lo malo, y con lo poquito bueno que pueda haber.

Yo no doy mi verdadero nombre, ya lo sabes. Lo de EastRiver comenzó siendo un nick en mis tiempos del chat y luego se convirtió en un nick del blog. No deseo que mis alumnos me sigan la pista. Me siento más libre así; tú no sabes lo que son algunos adolescentes... Bastante hago tratando de enseñarles a lo largo de la semana, y de mantener a ralla a los pesados y maleducados, que existen. Cierto día puse mi foto en blogger, en lugar de la TR que tengo ahora. ¿Te creerás que me encontraron gracias a ese mini cuadradito que sale cuando te haces miembro de un blog? Resulta que entraron en un blog no sé de quién, de alguno de vosotros que yo sigo. Y me vieron ahí, diminuto, en una esquina... este es el profe, de fijo que es el profe... Me faltó tiempo para cambiar el logo.

No, ocultarme de los alumnos no es por miedo, es por comodidad, por tranquilidad, por saber que si un día digo alguna gorda ellos no se enteran (o algún taco). Pero es cierto que muchas cosas me asustan, que tengo miedo a muchas cosas, aunque tampoco estoy seguro de ser exactamente un cobarde. Por ejemplo, te confieso que tengo pánico a los aviones. Pero procuro no parar. ¿Que cómo hago? Chica, los trankis te adormecen que es una maravilla. O sea que yo estoy totalmente a favor de conjurar la farmacopea si ésta puede hacernos más valientes, jajaja.

Besitos y bon sant Jordi!

Reyes dijo...

Bueno,chicos,esto como todo es un tema personal;yo he borrado varios blogs enteritos por miedo a la opinión ajena ,el blog en verdad es un sitio para soltarse y no siempre apetece que lo lean los asiduos y/o cercanos.
Supongo que cada uno lo hará como le convenga,yo creé éste con mi nombre real pero también he tenido algunos con seudónimo y sabéis qué?
Me va más la marcha de dar la cara y si alguien me visita lo lee y no le gusta será que no me conocía bien.
jeje.
Abrazos para todos.

Qué se puede decir

Qué se puede decir a alguien cuando crees que ya lo has dicho todo??