viernes, 9 de septiembre de 2011

Lo que ayer creía

Tengo la costumbre de llegar hasta el fondo
con este columpio que nunca se sujeta
por un lado me sobra cuerda o me falta aire
se inclina o me eleva ,según no sé qué vientos
y me arrastra por el lodo o me empapa de orgasmos:
tengo la costumbre de vivir cojeando
en el sentido metafórico de las malas metáforas
pillando nubes o cuarteándome las manos
según las canciones que suenen en la radio:
hay tardes en que las palabras cansan
y cuando eso pasa miro en todas direcciones
con la sensación de haber sido expulsada
de dulces paraísos y bellas mentiras;
a quién le puede hacer falta la verdad
tan flaca y tan desnuda.
Eso pienso.
Para limpiar mi cuerpo primero me empacho
me pongo las pulseras de azúcar
el traje de bizcocho
la diadema de tinto con limón
y otras delicias.
Para limpiar mi alma primero la ensucio
y parto de cero en cada minuto
dejando atrás el pellejo vacío
las botellas rotas de lo que ayer creía
el universo tonto de lo que ayer pensaba.

22 comentarios:

Muerte roja dijo...

A eso lo llamo yo VIVIR!!!!

Que seria de nuestras vidas sin esas cosas, sin estos remordimientos absurdos que al fin al cabo no sirven para nada...

Un beso grande Reyes :)

Tracy dijo...

Que bien me has descrito.
Suerte que ya somos dos.

mariajesusparadela dijo...

El don de la palabra. Eso tienes.

ana dijo...

tu cuerpo está limpio y también estás limpia por dentro, no hay más que leer la maravilla de tus palabras.

Jose Vte. dijo...

Yo también tengo la costumbre de vivir cojeando, pero sin metáforas y sin "na", jejeje.

Metafórica y potente manera de mostrar lo que significa vivir. Muy bueno.

Un abrazo

San dijo...

En ese columpio me temo que os columpiamos más de uno.
Un abrazo Reyes.

Laura Uve dijo...

Pues tienes mucha razón, la vida se parece mucho a cómo la describes...

Un abrazo!!

MariluzGH dijo...

¡Ay sevillana! Así nos hemos columpiado más de una... pero tú lo dices de lujo :)

un abrazo y buen finde

Genín dijo...

Eso me recuerda cuando rompo la dieta, ya puestos, sin mesura, y a empezar de 0...jajaja
Lo malo (entre tu y yo) es que son demasiadas veces seguidas...jajaja
Besitos y salud

Lapislazuli dijo...

No se puede limpiar lo que no esta sucio.... estupendo!!!

Francisco Espada dijo...

Lo que hoy creo:
1-creo renonocerte en tus escritos, aunque no llevaran firma.
2-creo no reconocer la playa al fondo.
3-creo reconocer la comisura izquierda de tu boca, de la que espero una sonrisa.
Besos múltiples, para que los compartas con tu criatura.

TriniReina dijo...

Hay tardes para ahogarlas en tinto con limón y sin diadema...

Maravilloso.

Besos

añil dijo...

Mira reina, esa forma tuya de describir lo que en otro teclado, por ejemplo el mio, sería un barullo, es todo un placer para los sentidos.

Mil besos

Encarni dijo...

A mi me ha encantado venir a columpiarme en ese columpio tuyo, aunque todos andamos un poco cojos, a veces un poco ciegos y un poco mancos porque no nos dejan, ha sido un placer venir y saltarme la dieta.

Un beso.

yraya dijo...

Lo que si hay que tener claro es lo que dice tu viñeta de la derecha del blog, ser FELIZ, mientras podamos y nos dejen.

NáN dijo...

Las palabras nos unen a los primeros pobladores del mundo, también a los futuros: y nos hacen ir por la calle cogidos del brazo.

Pero de nada sirven si no nos concedemos largos períodos de silencio.

Besos

virgi dijo...

Las contradicciones de la vida, el columpio del día a día.
Besos, maravilla

Nómada planetario dijo...

Quien diga estar en perfecto equilibrio, lo mismo es un objeto inerte o ha alcanzado la horizontalidad de los muertos.
Un abrazo.

Alice vio la luna... dijo...

Me gustas "gansa" y me gustas profunda. ¡Me gustas de todas las maneras! ¿Dónde dices que está ese columpio tan orgásmico? ;-)

Besitos,

Elysa dijo...

Pues, Reyes, lo has descrito muy bien, manejas las palabras como quieres.

Besitos

Manuel Maria Torres Rojas dijo...

¿Dónde estás,quién eres, mujer, con quien he soñado esta noche? Si eres una parte de mi pensamiento, en algún sitio debes de existir...¡Vamos, digo yo!

O SuSo dijo...

Ensuciarse para limpiarse...parece interesante, siempre que no me quede sólo en e ensuciarme y ensuciarme, que también soy dado a ello con excesos de diversa índole.
Un abrazo

48

Hace diez años tenía treinta y ocho, y se me ha olvidado qué estaba haciendo cuando calentaba la sartén del mediodía. Hace veinte te...